• A
  • Urruchua Demetrio

    Biografía

    Nació en Pehuajó, provincia de Buenos Aires, el 19 de abril de 1902; falleció el 2 de octubre de 1978.
    Desde su niñez, exteriorizó su vocación por las artes plásticas, fue autodidacta, con ese sueño emprendió su viaje a Buenos Aires, Argentina y en el año 1918 estudió en la Asociación Estímulo de Bellas Artes con Eugenio Daneri como director.
    Fue un artista social, utilizó la pintura como arma, para luchar contra la injusticia, contra todas las dictaduras, y contra el horror de la guerra.
    Amó la vida e hizo un culto de la libertad y la democracia, eso se refleja en su pensamiento y en sus trabajos, donde desarrolló entre otros estos temas:
    La Guerra Civil Española 1936;
    El Gheto de Varsovia 1939;
    Argelia Mártir 1954;
    El Infierno de la Divina Comedia del Dante 1964;
    El Juicio de Burgos1970.
    En su taller de la calle Carlos Calvo 1770, se forjaron grandes pintores, grabadores y dibujantes, ganadores muchos de ellos de importantes premios nacionales e internacionales y también famosas personalidades del quehacer cultural, entre otros, Ernesto Sabato, el poeta Luis Franco, su entrañable amigo Leonidas Barletta, León Felipe, por mencionar algunos.Aparejada a la vocación artística, tuvo otra también muy destacada, la de conducir a sus numerosos discípulos que frecuentaron su famoso taller, allí se desarrollaron grandes pintores, grabadores y dibujantes, ganadores algunos de ellos de importantes premios nacionales y extranjeros, como Carlos Gorriarena, Héctor Tessarolo, Hugo Monzón, entre muchos otros.
    También concurrían a su taller destacadas personalidades del quehacer cultural, entre otros, Ernesto Sábato, Luis Franco, Leonidas Barletta, León Felipe, por mencionar sólo algunos.
    Creía en la libertad del artista y en su libro Memorias de un pintor, de 1971, escribe:
    el arte es libertad y amor, ya que debe prevalecer el instinto.
    Pienso que únicamente el artista es el ser privilegiado que posee la virtud o el poder de hacernos vivir un hecho desconocido imponiéndole su sello para que viva eternamente.
    Expuso por primera vez en Amigos del Arte, allá por el año 1931, posteriormente casi la totalidad de las galerías de Buenos Aires y del interior, exhibieron sus obras.
    En 1942, el MOMA de New York le compró para exhibir la serie El Gheto de Varsovia.
    Después, en el año 1944, representó a América Latina en el Salón Cien años de pintura universal realizado en el Instituto de Arte Moderno de la ciudad de Boston (IMA), en Estados Unidos, en el marco de una muestra itinerante que duró dos años.
    Fue fundador del Taller del Arte Mural conjuntamente con Spilimbergo, Castagnino, Berni y Colmeiro, con quienes realizó La Galería Pacífico, en 1946; previamente, ya había realizado otros murales como el de la Universidad de Mujeres de Montevideo, en 1939.
    También realizó los murales de la Sociedad Hebraica Argentina, en 1946; el de la Galería San José de Flores y el del Fogón de los Arrieros, en Chaco, ambos de 1956.El pintor Antonio Berni, al referirse a la trayectoria del realismo, entre otras cosas escribió:
    Cuando un intelectual milita en una causa se sabrá si la defiende bien, si la muestra bien en su propia obra de trabajador de la cultura, Urruchúa es de los que están con la causa de la paz y la democracia, sus ideas viven en sus cuadros, su pensamiento milita en cada una de sus pinceladas.
    Fundador con otros grandes de la plástica Nacional Argentina, del Taller del arte mural juntamente con Spilimberto, Castagnino, Berni y Comeiro.
    Representó a América Latina en el Salón Cien años de pintura universal realizado en la ciudad de Boston (EEUU) en el año 1944.
    Sus cuadros se exhiben en el Museo de Arte Moderno de Nueva York, Galería Due Mondi de Arte Internacional de Roma (Italia), en el Museo Municipal de Montevideo (Uruguay).
    También numerosas colecciones privadas, tienen el privilegio de contar con sus telas.
    Fue un destacado muralista, por suerte el país cuenta con un verdadero tesoro artístico, en el que participó con entusiasmo junto a sus amigos, La Galería Pacífico, verdadera joya artística, no solo del país, sino de toda Latinoamérica, según opiniones de destacados críticos de arte.
    También se pueden admirar, los murales de la Galería San José de Flores, Sociedad Hebraica Argentina y en la ex Universidad de Mujeres de Montevideo.


    Documento sin título